Diez razones para amar al aceite de oliva virgen extra incondicionalmente

amar-aceite-oliva

El aceite de oliva tiene todas las papeletas para ser el aliado indiscutible en la cocina, pero su valor va más allá de su aportación culinaria, tiene un impacto muy notable en la salud, la dietética o la cosmética, entre otros aspectos. Pero sin duda, si el aceite de oliva es 100% puro zumo de aceituna y por su método de producción y sus características organolépticas resulta de una calidad intachable, estamos ante un aceite de oliva virgen extra, el gran tesoro de nuestro campo y nuestra gastronomía. Encontrarás muchas razones para amar al AOVE, nosotros te damos diez motivos, pero seguro que puedes tener muchos más:

  1. Por su sabor: Pocas cosas hay comparables en la cocina a empezar la jornada con una buena tostada con aceite de oliva virgen extra. Su sabor, con todos los matices que puedes encontrar en función de la variedad de la aceituna, el momento de su recolección y la forma de extracción de su zumo, es inconfundible. Los AOVEs ofrecen una gran diversidad, desde aceites muy suaves con toques dulces a otros con más cuerpo, con notas de amargor y picor con una amplia amalgama de intensidades.
  2. Por su variedad: En el campo español pueden encontrarse más de 200 variedades distintas de aceitunas, algunas de ellas muy apreciadas para el zumo puro de oliva por sus características organolépticas. Hay variedades de aceites de oliva virgen extra para cada gusto y necesidad, unas más recomendadas para tomar en crudo y otras, para cocinar. Arbequina, picual, hojiblanca y cornicabra son las variedades más reconocidas en España.
  3. Por sus beneficios para la salud: Es antioxidante, ayuda a frenar el colesterol, bueno frente a la diabetes, previene el desarrollo del cáncer… la lista de beneficios para la salud del aceite de oliva virgen extra es interminable. También se le reconocen propiedades antiinflamatorias, disminuye la presión arterial, previene contra el deterioro mental y fortalece el sistema inmunológico, entre otras muchas ventajas.
  4. Por cuidar la línea: El aceite de oliva aporta la mejor grasa, que es un elemento imprescindible para el cuerpo humano. Se trata de una grasa monoinsaturada, aliada perfecta para una dieta equilibrada y para mantener a raya los kilos de más.
  5. Por ser la estrella de la cocina mediterránea: El aceite de oliva virgen extra es capaz de sacar lo mejor de cada ingrediente que uses en tus platos. Potencia su sabor, pero con el equilibrio perfecto para no sepultar los matices de tus creaciones culinarias. Además, hay una variedad de AOVE perfecta para cada tipo de plato, ya sean pastas, carnes, pescados, embutidos, fritos o ensaladas.
  6. Por ser natural: No olvides que la característica esencial del aceite de oliva virgen extra es que es un zumo de aceituna completamente natural, directamente extraído del fruto de los olivos sin ningún aditamento ni añadido en el proceso o envasado. 100% puro zumo de aceituna, 100% natural.
  7. Por favorecer la longevidad: Su alto contenido en antioxidantes es parte del secreto por el cual se dice que el aceite de oliva virgen extra es el ‘elixir de la eterna juventud’. Lógicamente, es un apelativo exagerado, pero no cabe duda de que el consumo regular de AOVE ayuda a mantener un cuerpo saludable, a frenar el envejecimiento, y en último término, será un factor determinante para llevar una vida larga y saludable, siempre acompañada de una dieta equilibrada y ejercicio físico moderado.
  8. Por su valor cosmético: El aceite de oliva virgen extra es una fuente de vitamina E, un aporte esencial para mantener la piel fresca y saludable. Pero además, por sus propiedades, se convierte en uno de los tratamientos más naturales y beneficiosos dentro de la cosmética. Por sus polifenoles y ácido oleico, es un magnífico hidratante, suavizante y nutriente para la piel, el cabello y las uñas
  9. Por contribuir con el desarrollo en el campo: Además, consumir aceite de oliva virgen extra es contribuir al desarrollo sostenible del campo. Cada vez son más las zonas productoras de nuestro país, capaces de ofrecer un aceite de inmejorable calidad, con todo su carácter y listo para competir en todo el mundo por un mercado que demanda buenos AOVEs. El aceite de oliva virgen extra se ha convertido en uno de nuestros recursos más exportados.
  10. Por las conservas: Por qué no, también por las conservas. Sardinas, atunes, verduras, setas… tus conservas serán insuperables si las preparas con aceite de oliva virgen extra. Su alto contenido el polifenoles es el motivo por el que has de elegir AOVEs frente a otro tipo de aceites para tus conservas.

Estos son sólo diez motivos que os ofrecemos para amar al aceite de oliva virgen extra, pero seguro que a vosotros se os ocurren muchos más. Podéis contárnoslos en los comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *